Información general
Resumen
Descripción
Amenazas
Soluciones
Conclusiones
Referencias

 

 

 

Los bosques nublados de Pico Codazzi poseen una vegetación exuberante, con un gran número de especies arbóreas que alcanzan alturas de más de 30 metros, destacando árboles como el cedro (Cedrella montana), el granadillo (Prumnopitys harmsiana) y Sapium sp. En el Pico La Florida (2.240 m.s.n.m.) se encuentra un ejemplar conocido como "el Cedro Gigante", que posee una altura de 47 metros y un diámetro de 22 metros, el cual constituye un importante atractivo turístico. Otros árboles que se observan son los imponentes niños (Gyranthera caribensis) endémicos de la Cordillera de la Costa; así como numerosas especies de guamos (Inga sp.), Protium sp., Alchornea triplinervia y Micropholis crotonoides. También son llamativas varias especies de palmas pero particularmente la palma Prapa (Wettinia praemosa) constituye un elemento distintivo en el bosque. En las laderas del propio Pico Codazzi se observan las majestuosas palmas reales (Ceroxylon interruptum), el palmito (Euterpe precatoria), el molinillo (Chamaedorea pinnatifrons), el araque (Dictyocaryum fuscum) y Bactris setulosa.

 

           
                  El Cedro Gigante, foto: Pedro Borges

 

Otras especies importantes en el sotobosque son Guarea kunthiana, Posoqueria coriacea y Prestoea acuminata. La flora epífita es muy rica y característica, siendo la barba de palo (Tillandsia usneoides) la más frecuente. Dentro de las orquídeas, destaca la orquídea de navidad (Masdevallia tovarensis) una especie endémica de Pico Codazzi. Los helechos constituyen una nota típica de estos bosques, donde se desarrollan desde especies de pocos centímetros hasta especies arbóreas. Se destacan los géneros Alsophila, Asplenium, Blechnum, Cyathea, Diplazium y Polypodium.

 

Pico Codazzi representa una importante reserva para la fauna ya que es hábitat de diversas especies que se distribuyen en la Cordillera de la Costa, sin embargo el monumento carece de un inventario de fauna apropiado, aunque se esperan registros similares a los encontrados en los parques Henri Pittier y Macarao.

 

Se encuentran diversas especies de mamíferos, entre ellos el venado matacán (Mazama americana), el zorro común (Cerdocyon thous), el picure (Dasyprocta leporina),  la lapa (Agouti paca), el cachicamo (Dasypus sp.), la danta (Tapirus terrestris), el báquiro de collar (Tayassu tajacu), el mono araguato (Alouatta seniculus) y felinos como el cunaguaro (Leopardus pardalis).

 

En el monumento se han reportado hasta el momento 88 especies de aves (Sharpe 1999), entre las que se encuentran el gavilán tejé (Buteo albicaudatus), el perico cara sucia (Aratinga pertinax), el colibrí coludo azul (Aglaiocercus kingi), el pico de frasco esmeralda (Aulacorhynchus sulcatus), el sorocuá acollarado (Trogon collaris) y el paují copete rizado (Crax daubentoni). Destacan 3 especies endémicas de Venezuela, el perico cola roja (Pyrrhura hoematotis), la granicera hermosa (Pipreola formosa) y el atrapamoscas cerdoso venezolano (Pogonotriccus venezuelanus).

 

Entre los reptiles tenemos serpientes como la mapanare (Bothrops sp.) y la tragavenado (Boa constrictor) y entre los insectos destacan el escarabajo del carrizo (Golopha porteri) y la mariposa bandera alemana (Heliconius Clysonymus).

 

Copyright © 2004 ParksWatch - Todos Derechos Reservados